Boluarte: La situación está controlada

0

 

Rue20 Español/ Lima

 

 

Miles de personas se manifestaron en las calles de la capital de Perú, Lima, para pedir la renuncia de la presidenta Dina Boluarte, luego de que en los últimos días llegaran a la ciudad decenas de caravanas procedentes de regiones de todo el país, y mientras que la mandataria afirmó que su Gobierno y su Gabinete «está firma y más unido que nunca», se registró un muerto por los enfrentamientos con la policía.

 

Mes y medio después del inicio el estallido social en el que se encuentra inmerso Perú y que dejó más de 51 personas fallecidas desde el 7 de diciembre, el paro nacional celebra una jornada de protestas marcada por el fuerte despliegue policial de las autoridades peruanas, con más de 11.000 agentes de seguridad en las calles de la capital.

 

“No me voy a cansar al diálogo. No me voy a cansar trabajemos por el país a los que piden demandas. Y a los que están marchando ¿quién los financia?”, manifestó Boluarte en su mensaje desde Palacio de Gobierno.

 

Acompañada de varios ministros, la mandataria peruana aseguró que el gobierno y su gabinete se encuentran más cohesionados que nunca y dijo que se actuará con todo el peso de la ley contra aquellos que sean responsables de la violencia que se genera en el país, aseverando que no van a quedar impunes.

 

“La situación está controlada, porque sabemos que estos señores no van a cesar en su proceso de quebrar el estado de derecho […] desmentir las noticias falsas que han estado invadiendo en todas las redes. El gobierno está firme y su gabinete más unido que nunca”, sostuvo.

 

Sobre las protestas, también se produjeron violentos enfrentamientos en Juliaca y en Arequipa, en el sur del país donde falleció una persona, identificada como Giancarlo Condori Condori, en los enfrentamientos con los cuerpos de seguridad, según en medio local Tal Cual.

 

En ese sentido, la propia mandataria apeló el pasado lunes a los ciudadanos peruanos a llevar a cabo la “Toma de Lima” “en paz”.

 

La Toma de Lima, con participación mayoritaria de personas venidas desde los Andes para exigir la renuncia de Boluarte, derivó este jueves en Lima en violentos enfrentamientos con las fuerzas del orden, lo que dejó la mayor cifra de bloqueos de lo que va del 2023, según información de la Superintendencia de Transporte Terrestre de Personas, Carga y Mercancías (Sutran).

 

Durante la jornada del jueves se registraron enfrentamientos entre manifestantes y las Fuerzas de Seguridad en diversos puntos de la ciudad, así como la quema de mobiliario urbano, el cierre de parte del transporte público, y el lanzamiento por parte de la Policía de gases lacrimógenos en un esfuerzo por apaciguar los disturbios.

 

Asimismo, al menos diez dotaciones del Cuerpo de Bomberos de Lima acudieron a extinguir el fuego en un edificio de oficinas de la Plaza San Martín, en el centro de Lima, cerca del Palacio de Justicia, según informó la emisora RPP.

 

La Policía Nacional de Perú (PNP) denunció ataques contra las fuerzas del orden así como la destrucción del patrimonio público y privado, motivo por el que procedió al “uso legal de la fuerza, garantizando el respeto de los Derechos Humanos”.

 

Asimismo, hicieron un llamado a “la calma y la paz”, pidiendo a los manifestantes que el derecho a la protesta no sea manchado con actos de violencia, según ha expresado el órgano policial en un comunicado difundido en al red social Twitter.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.