23: la cifra de inmigrantes muertos en el salto a la valla metálica en Nador

0

 

Rue20 Español/Rabat

 

Migrantes clandestinos procedentes de países del África subsahariana llevaron a cabo, el viernes por la mañana, un intento de asalto en grupo contra la valla metálica en la provincia de Nador, utilizando métodos muy violentos y provocando una gran estampida y caídas mortales desde lo alto de la valla.

 

El último balance, dado a conocer el sábado por las autoridades locales, informa de 23 muertos entre los subsaharianos ilegales y un agente de la fuerza pública, y 18 asaltante aún bajo supervisión médica.

 

Este intento de entrada forzada, en el que 140 miembros de la fuerza pública resultaron heridos de diversos grados, se caracterizó por el uso de una violencia increíble por parte de los candidatos a la inmigración irregular contra los agentes de las fuerzas del orden, que actuaron con profesionalidad y de acuerdo con las leyes y reglamentos.

 

Armados con piedras, porras y objetos cortantes, estos candidatos a la inmigración clandestina opusieron una violenta resistencia a las fuerzas del orden, movilizadas para impedirles cruzar la valla, como muestran las imágenes (fotos y vídeos) que circulan por la web y las redes sociales desde el pasado viernes.

 

Las fuerzas del orden mostraron firmeza, pero también un alto nivel de profesionalidad, durante su intervención para hacer frente a estos actos irreflexivos de los inmigrantes ilegales, que querían cruzar la valla metálica por la fuerza.

 

Tras estos incidentes, partidos políticos y sindicatos nacionales subrayaron la dimensión humana que preconiza Marruecos en el tratamiento de la cuestión migratoria, condenando todos los intentos de instrumentalización de estos «trágicos» incidentes para manchar la imagen del país y su liderazgo en el continente africano en materia de la política migratoria.

 

A este respecto, la Agrupación Nacional de Independientes (RNI) expresó su orgullo por el enfoque marroquí en el tratamiento de la cuestión migratoria, bajo el liderazgo de SM el Rey Mohammed VI, que se basa principalmente en la dimensión humana en sus diversas manifestaciones, haciendo un llamamiento a las autoridades y a todas las fuerzas del país para que actúen con firmeza contra estos actos que «pretenden atentar contra nuestro país y sus logros positivos» en este ámbito.

 

También subrayó, en un comunicado, la necesidad de hacer gala de vigilancia y movilizarse para contrarrestar estas maniobras, sea cual sea su origen, reafirmando su orgullo por la asociación estratégica entre Marruecos y España, basada en la confianza y la cooperación.

 

El RNI responsabilizó del incidente a las redes de trata de personas, que se aprovechan de las condiciones sociales de los ciudadanos de ciertos países subsaharianos, y elogió la profesionalidad de las fuerzas públicas y los considerables esfuerzos que realizan para mantener el orden público y proteger las vidas y los bienes.

 

Por su parte, el Partido Autenticidad y Modernidad (PAM) condenó, en un comunicado, «todos los intentos de instrumentalización de estos trágicos acontecimientos para manchar la reputación de nuestro país y su liderazgo en África en materia de política migratoria, que, gracias a las Altas Orientaciones Reales, ha permitido regularizar la situación legal de más de 50.000 inmigrantes, principalmente procedentes de países del África subsahariana».

 

En este sentido, el PAM alabó «la responsabilidad y la profesionalidad de las fuerzas públicas marroquíes que intervinieron, respetando plenamente las leyes, las cartas de derechos humanos y los convenios internacionales, sin olvidar las difíciles condiciones humanitarias que atraviesan estos migrantes».

 

Igualmente, subrayó la necesidad de conferir un nuevo impulso a la Estrategia Nacional de Migración adoptada por el Reino y de movilizar los recursos y medios de todos los actores para actuar con firmeza contra las redes de trata de personas, principales responsables de los incidentes de Nador, y de «facilitar la integración de los migrantes para que puedan disfrutar de sus derechos económicos y sociales fundamentales para liberarlos de las garras y tentaciones de estas redes criminales».

 

Por su parte, la Organización Democrática del Trabajo (ODT) expresó su profundo pesar tras este incidente, subrayando la necesidad de «actuar con firmeza contra las bandas y mafias de trata de personas».

 

En este contexto, la ODT pidió «activar el papel del Observatorio Africano de Migraciones para asegurar su misión de seguimiento y gestión de la cuestión de la migración africana». Map

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.