La prensa española resalta la labor del embajador marroquí Boughaleb el Attar

«Es un personaje que encarna el diálogo intercultural y las relaciones de paz y progreso con tres continentes»

0

 

Rue20 en español / Mequínez

El periódico español «El Correo de Andalucía» ha dedicado un artículo muy interesante al historiador, escritor, profesor, periodista, político y embajador de Marruecos, Boughaleb el Attar, reconocido con el Premio Emilio Castelar a la labor internacional.

 

Boughaleb el Attar

Boughaleb es uno de los diplomáticos marroquíes más destacados que están dejando sus huellas en diferentes ámbitos.

Desde su anterior puesto como consejero político de la Embajada de Marruecos en Madrid promovió la constitución del Club de Amigos de Marruecos en 2015, para mejorar los lazos entre España y Marruecos, países vecinos unidos por la historia y la cultura.

 

Boughaleb Attar, embajador de Marruecos en Cuba

Para dicho periódico, Boughaleb es “un ilustrado y polifacético hombre de paz y concordia que siempre se ha destacado por su pasión por la cultura española, en la que se formó desde su más tierna infancia en Alcazarquivir, ciudad emblemática del antiguo Protectorado español que le vio nacer en 1949”.

“En su faceta política como socialista, El Attar fue concejal en el Ayuntamiento de Casablanca y llegó a ser diputado en el Parlamento marroquí cuya mayoría sustentó hace dos décadas el Gobierno progresista presidido por Abderramán Yusufi (1998-2002), recientemente fallecido, con quien trabajó estrechamente en la Cámara, siendo de facto su ‘mano derecha’”, ha explicado.

Boughaleb el Attar es actualmente un prestigioso diplomático que representa al Reino de Marruecos como embajador en Cuba desde junio de 2018. Trabaja por el fortalecimiento de las relaciones después de 37 largos años de ruptura diplomática entre ambos países.

 

“Desde hace más de 3 años representa al Reino de Marruecos en Cuba, habiendo sido designado embajador por su gran conocimiento de la cultura hispánica, así como por su gran solvencia intelectual y sus dotes diplomáticas”.

Boughaleb el Attar es “un intelectual marroquí de ideología progresista muy comprometido con su tiempo, un hombre de paz y de concordia que defiende la interculturalidad muy apreciado y considerado en Marruecos que ha dejado huella profunda en España, donde desplegó una intensa actividad de acercamiento y reconocimiento entre los pueblos y la clase política hispana y marroquí, a través de múltiples iniciativas, contribuyendo de manera proactiva a limar asperezas, superar malentendidos y a profundizar en las tradicionales buenas relaciones bilaterales entre ambos países”.

«El Correo de Andalucía» ha resaltado también que Boughaleb ha conseguido en este escaso tiempo -condicionado además por las limitaciones impuestas por la pandemia mundial de la Covid-19- normalizar los lazos y promover proyectos comunes de progreso para ambos países a un lado y otro del Atlántico, en el contexto del fortalecimiento de la relación con este gran país caribeño que ahora afronta con dignidad los desafíos de las sanciones impuestas por la Administración norteamericana.

“Su actual presencia en La Habana como embajador es, sin duda, un acierto de la diplomacia marroquí, al tiempo que supone un reconocimiento de facto a su formación como hispanista y a sus habilidades políticas persuasivas, ya que era difícil encontrar a una persona ideal para restablecer las relaciones diplomáticas rotas desde hacía 37 años entre Marruecos y Cuba”.

 

«Es un personaje que encarna el diálogo intercultural y las relaciones de paz y progreso con tres continentes (África, Europa y América Latina)», ha añadido.

Es conveniente subrayar que las relaciones entre Marruecos y Cuba – dos países que no tenían contactos diplomáticos desde 1980 – experimentaron últimamente un nuevo impulso tras el restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Rabat y La Habana en 2017, poniendo fin a más de 30 años de ruptura.

 

Gracias a la «reconciliación diplomática», Marruecos y Cuba están inaugurando ahora una nueva etapa inédita e histórica en sus relaciones bilaterales, guiada por una voluntad común de instaurar un verdadero diálogo político y unas relaciones comerciales fructíferas.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.