11 C
Rabat
jueves, abril 18, 2024

Tánger, la ciudad bisagra

 

Rue20 Español/ Tánger

 

- Anuncio -

Meryem Ghoua

 

Entre las aguas del Atlántico y el Mediterráneo se encuentra una de las ciudades más bellas de Marruecos: Tánger, una ciudad perfecta para los amantes de lo decadente.

 

Tánger, ciudad ubicada en el extremo norte de Marruecos, supone la principal puerta de entrada al país, debido en gran parte a ser la más próxima a Europa, en pleno estrecho de Gibraltar.

- Anuncio -

 

Tánger es famosa, sobre todo, por su fuerte identidad multicultural, forjada a mitad del siglo pasado cuando fue distinguida como una gran ciudad cosmopolita y lugar de interés de numerosos artistas y demás gente influyente, según comentó Siente Marruecos.

 

Dicho de otro modo, durante décadas, entre 1920 y 1950, Tánger fue el destino de ricos y famosos en busca de aventuras, un mítico rincón, un paraíso fiscal.

 

Por su situación geográfica, junto al estrecho de Gibraltar, Tánger fue un enclave estratégico en el norte de África desde la Antigüedad, convirtiéndose en el centro del tráfico mediterráneo.

 

No en vano fue denominada “la puerta de África”. Su estatus de ciudad internacional la convirtió en el punto de encuentro de las culturas árabe, cristiana y judía.

- Anuncio -

 

La Blanca es un importante centro turístico, económico y estratégico dada su ubicación, puesto que conforma una de las puertas de acceso de África a Europa y viceversa.

 

Es más, esta ciudad es el segundo centro industrial de Marruecos, destacando su industria química, metalúrgica, textil, mecánica y naval. El sector turístico es el más notable para su economía, según afirmó Viajes por Marruecos.

 

Historia de Tánger

 

La historia de Tánger se remonta al siglo V a.c, cuando colonos fenicios procedentes de Cartago se asentaron en esta zona. Su nombre, según la versión más aceptada, procede de la deidad bereber Tingis (Tinga). A lo largo de los siglos, la ciudad fue conquistada por los romanos, los vándalos, los griegos y los árabes.

 

La ciudad fue colonizada por los portugueses en el año 1471 y por los españoles en el año 1580. El dominio portugués-español duró hasta el año 1661, cuando la ciudad se convirtió en la dote de la infanta portuguesa Catalina Enriqueta de Braganza, que se casó con el rey inglés Carlos II. Así la ciudad de Tánger pasó a manos británicas.

 

El siguiente acontecimiento en la historia de la ciudad tuvo lugar en el año 1679, cuando el sultán marroquí Abdul Násir Mulay Ismaíl as-Samin ben Sharif intentó tomar la zona por asalto, según cuenta Planet of hotels.

 

Como resultado, en el año 1684, los británicos se rindieron, pero antes de hacerlo destruyeron tanto el puerto como la ciudad.

 

A principios del siglo XX (los años 1905-1906) comenzó la llamada Primera Crisis Marroquí. Su esencia era que Francia y Alemania discutían sobre quién controlaría el Sultanato de Marruecos.

 

Al mismo tiempo, el káiser alemán Guillermo II llegó a la ciudad de Tánger y propuso al sultán una alianza defensiva. Los franceses no iban a dar marcha atrás, e incluso ofrecieron a los alemanes una compensación económica por Marruecos, pero todas las ofertas fueron rechazadas.

 

Posteriormente, en mayo del año 1911, comenzó la Segunda Crisis Marroquí, cuando los franceses se apoderaron de la capital marroquí, la ciudad de Fez.

 

El resultado de estos acontecimientos fue la división de Marruecos en protectorados francés y español. Ya en el año 1923, la ciudad de Tánger fue reconocida como zona internacional (copropiedad) gestionada por representantes de Francia, España y Gran Bretaña, según añadió la misma fuente.

 

Permaneció en este estado durante 44 años. No pasó a dominio marroquí hasta el año 1956, cuando se produjo la descolonización.

 

Ya durante la Segunda Guerra Mundial, Tánger se hizo famosa como ciudad de espionaje. Muchas figuras de la cultura de principios y mediados del siglo XX descansaron y se alojaron aquí. En primer lugar, se trata de Orwell, Delacroix, Matisse, Burroughs, Ginsberg, Kerouac y otros.

 

En la actualidad, la ciudad se considera un popular destino turístico, con una infraestructura de playas bien desarrollada y calles muy bonitas.

 

Atracciones de la ciudad

 

La ciudad de Tánger es una gran atracción. Sus mezquitas, sinagogas e iglesias sorprenden a todo el mundo por su esplendor. Sus parques, playas y sus lugares más famosos encantan por sus mágicas extensiones.

 

El Gran Zoco

 

Un zoco es un antiguo mercado tradicional. En Tánger, el Gran Zoco, supone el corazón social de la ciudad.

 

IMG 2985
El Gran Zoco de Tánger

 

Más que un zoco, más que un mercado, este lugar se ha convertido en una ciudad enorme, una encrucijada de taxis que entran y salen frente a los cafés, a las afueras de las murallas que delimitan la parte antigua de Tánger.

 

El Gran Zoco, al que hay que acudir con cuidado, debido a los carteristas, sigue siendo el mejor lugar para pasar el tiempo en Tánger, viendo cómo los vendedores pregonan a los cuatro vientos sus mercancías.

 

También es el punto de entrada ideal para llegar a la Medina y admirar los asombrosos jardines de Mendoubia en la zona norte, así como el mosaico tachonado del minarete de la Mezquita de Sidi Bou Abid.

 

El Museo del Legado Americano

 

En medio de la vieja medina de Tánger, y aunque parezca demasiado exótico, América tiene un próspero centro cultural, uno de los mejores museos que los americanos pueden ver fuera de sus fronteras.

 

IMG 2986
El Museo del Legado Americano

 

Este museo se encuentra precisamente en la Embajada Americana, establecida en Tánger en 1777, cuando Marruecos fue el primer país que reconoció la independencia de los Estados Unidos. El museo alberga colecciones de arte.

 

La Medina de Tánger

 

Al igual que en todas las ciudades de Marruecos, la medina es el lugar ineludible y alucinante que todo viajero debería visitar.

 

IMG 2988
La Medina de Tánger

 

La medina de Tánger cumple todos los requisitos para probablemente ser tu lugar favorito de la ciudad. Es algo caótica, repleta de contrastes y olores. Está formada por calles laberínticas y estrechas. Y es un lugar que te atrapa desde el primer minuto.

 

Dar un paseo por la Medina sin rumbo fijo es uno de los mejores planes que hacer en Tánger.

 

Cabo Spartel

 

Tánger es famosa además por la Playa del Cabo Spartel.

 

IMG 2815
Cabo Spartel

 

Este cabo es especial porque en él se juntan las aguas del mar Mediterráneo y las del Océano Atlántico y tiene unas vistas maravillosas.

 

 

La gran mezquita de Tánger

 

La gran mezquita de Tánger es la gran mezquita en el área de Zoco Chico en el centro de Tánger, Marruecos.

 

IMG 2989
La gran mezquita de Tánger

 

Fue construida en el sitio de una antigua catedral portuguesa que a su vez se alzaba en un templo rumano dedicado a Hércules.

 

Café Hafa

 

Café Hafa, es una cafetería en Tánger que fue visitada por grandes figuras tanto nacionales como internacionales como, por ejemplo, Mohamed Chukri, Paul Bowles, William S. Burroughs, Los Beatles, el Rocas rodantes, Juan Goytisolo, Abou Bakr Lamtouniy Jean Genet.

 

IMG 2990
Café Hafa

 

La kasbah de Tánger es el barrio de los antiguos palacios, una fortaleza del siglo XII que domina la medina y domina el puerto de la ciudad.

 

El museo de la Kasbah de Tánger o bien el palacio del sultán, fue fundado durante el reinado del sultán Moulay Ismael, por el pachá Ali ben Abdalah er-Rifi. Posteriormente fue reformado y expandido por su hijo Ahmed ben Ali.

 

El Gran teatro Cervantes

 

El Gran teatro Cervantes fue fundado en 1913 en Tánger, Marruecos, por Esperanza Orellana, su esposo Manuel Peña y el propietario Antonio Gallego.

 

IMG 2991
El Gran teatro Cervantes

 

El gran Teatro Cervantes es especialmente famoso durante los años 1950. Fue, por mucho tiempo, el teatro más grande y más conocido del norte de África.

 

Las Cuevas de Hércules son el monumento más destacado de Tánger ya que representa una de las excursiones más importantes en los alrededores de esta ciudad, situado a unos 5 km del cabo Espartel y a 14 km al oeste de la ciudad de Tánger.

 

La plaza de toros

 

La plaza de toros que es considerada uno de los símbolos de la cultura española en Tánger.

 

IMG 2992
La plaza de toros

 

La Plaza de toros de Tánger fue inaugurada el 27 de agosto de 1950 con una corrida en la que torearon Agustín Parra «Parrita», José María Martorell Navas y Manuel Calero «Calerito» y toros de Fermín Bohórquez.

 

Cabe decir que Tánger es conocida por su vida nocturna de moda y sus playas de arena a ambos lados de la ciudad, que son excelentes lugares para tomar el sol y nadar.

 

GASTRONOMÍA

 

Tánger, y en general Marruecos, es sinónimo de cuscús. Si vais a un restaurante, pedirlo con antelación, para que os lo puedan preparar, sobre todo por la variedad de ingredientes que lleva, como pollo, cordero asado y verduras.

 

IMG 2993
Coscus

 

También hay que pediros tajines, un guiso con ciruelas pasas y otras hortalizas, y hariras, parecido a una sopa de garbanzos. Por la calle veréis mucha gente comiendo brochetas, que son como kebabs con varios tipos de carne, la comida rápida ideal en Tánger.

 

Tánger parece una ciudad costera más a primera vista, pero esta bulliciosa ciudad portuaria tiene mucho más que ofrecer de lo que parece.

 

 

 

Mira nuestro otro contenido

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Anuncio

VIDEOS

Entradas populares

CONTINÚA LEYENDO