En España, 200 temporeras marroquíes se benefician de montar su propio negocio en 2023

0

 

 

Rue20 Español/ Rabat

 

 

Unas 50 temporeras marroquíes han concluido la primera fase del proyecto Wafira, un programa de migración regular con Marruecos que tiene como protagonistas a mujeres que cada año vienen a Huelva a la recogida de frutos rojos, mediante el que han recibido información para montar un negocio en su país.

 

 

Para el año próximo, el proyecto Wafira tiene planeado formar a 200 temporeras marroquíes, es decir.

 

Wafira, un proyecto del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones financiado por la Unión Europea, busca fortalecer las relaciones sobre la base de la colaboración en materia de migración regular, ha informado la Delegación del Gobierno en Andalucía en un comunicado.

 

Además, complementa al programa de migración circular Gecco que cada año trae a España a más de 12.000 mujeres temporeras marroquíes.

 

Estas han sido las primeras 50 mujeres que han recibido formación y en 2023 se va a cuadruplicar este número.

 

Esta primera fase del proyecto ha terminado con una sesión de integración entre las participantes marroquíes y agricultoras y ganaderas onubenses, celebrada en la sede de la cooperativa Costa de Huelva.

 

Con la campaña de los frutos rojos culminada, el objetivo de esa actividad era concluir la fase de movilidad, antes de que vuelvan a su país de origen, con un intercambio con cooperativistas de la provincia de la Asociación Mujeres de Cooperativas Agroalimentarias.

 

Este proyecto piloto de acogida, integración y formación capacita a estas mujeres a desplegar su plan de negocio; durante tres meses, un equipo multidisciplinar formado por docentes del mundo de la universidad y de la empresa, y coordinados por la oficina onubense de Cooperativas Agro-alimentarias de Andalucía, ha desarrollado un programa formativo integral en el que han abordado habilidades personales y empresariales, así como el emprendimiento colectivo y la gestión de negocios bajo el modelo cooperativo.

 

Muchas de ellas han mostrado interés en emprender en tiendas de comestibles, de ropa, otras en servicios de taxi, venta de productos de granja (huevos, queso, leche), panadería y pastelería.

 

Las temporeras marroquíes han compartido varios encuentros con empresarias y cooperativistas de la provincia de Huelva, lo que les ha permitido conocer el entorno socioeconómico de Andalucía, el funcionamiento de las cooperativas agroalimentarias y el peso de las agricultoras, ganaderas y demás trabajadoras en las mismas. EFE

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.