En Ginebra, denuncian la explotación de niños por el polisario

El Observatorio Internacional para la Paz, la Democracia y los Derechos Humanos: "Estos niños son sometidos durante su prolongada estancia allí a una política de adoctrinamiento mediante cursos intensivos de ideología miliciana y entrenamiento militar, y obligados a trabajar en vastos campos en condiciones extremas, forzados a realizar el servicio militar desde una edad temprana.

0

 

Rue20 Español/Rabat

 

El Observatorio Internacional para la Paz, la Democracia y los Derechos Humanos en Ginebra (IOPDHR) llamó a la comunidad internacional a intervenir para poner fin a las diversas formas de explotación de los niños por parte de las milicias separatistas del polisario en los campamentos de Tinduf, en territorio argelino.

 

En un comunicado con motivo del «Día Mundial contra el Trabajo Infantil» (12 de junio), el IOPDHR-Ginebra señala la plena responsabilidad de Argelia en las persistentes y graves violaciones cometidas por los separatistas del polisario contra la población de Tinduf, denunciando en particular los abusos cometidos contra niños y mujeres en dichos campamentos

 

Presidido por Aicha Douihi, el Observatorio alerta en este sentido sobre «el calvario de los niños de los campamentos de Tinduf, en el suroeste de Argelia, que siguen siendo sometidos a formas muy duras de explotación por parte del polisario, ante el silencio sospechoso y cómplice del país de acogida, el Estado argelino».

 

El Observatorio recuerda que «desde la instalación de los campamentos de Tinduf en suelo argelino, las milicias del polisario se han enfocado en grupos de niños y jóvenes desplazados por la fuerza a otros países, con el pretexto de la escolarización, situación que ha marcado el inicio de una ruptura familiar, identitaria y social sin precedentes en la región, que ha privado a estos niños del calor familiar y del desarrollo psicológico normal».

 

«Estos niños son sometidos durante su prolongada estancia allí a una política de adoctrinamiento mediante cursos intensivos de ideología miliciana y entrenamiento militar, y obligados a trabajar en vastos campos en condiciones extremas, forzados a realizar el servicio militar desde una edad temprana. Niños que sufrieron abusos sexuales recurrentes según los testimonios de algunas de las antiguas víctimas», prosigue la misma fuente.

 

La ONG, con sede en Ginebra, denunció la inacción del Estado argelino ante los crímenes contra los niños que se producen en los campamentos de Tinduf, donde los responsables del polisario explotan deliberadamente a los niños adoctrinándolos con ideas que llaman a la violencia y al odio en lugar de educarlos en los principios y valores de la libertad, la igualdad y la tolerancia. «Se priva a los niños de su infancia y se les obliga a una edad temprana a realizar duros trabajos militares, con las consiguientes complicaciones físicas y psicológicas, en flagrante violación de todas las normas y convenciones internacionales», deplora el IOPDHR-Ginebra.

 

La misma fuente agrega: “La comunidad internacional está llamada a intervenir ante el país anfitrión, el Estado argelino, para que asuma su responsabilidad jurídica y moral por las violaciones cometidas contra los niños de los campamentos de Tinduf en su territorio, a poner fin a este fenómeno y a proporcionar a estos niños protección y servicios sociales básicos”. Map

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.