África condena los golpes de Estado y la militarización

0

 

Rue20 Español/ Rabat

 

Los líderes de la Unión Africana (UA) reafirmaron hoy su «tolerancia cero» con la «ola» de golpismo que ha azotado el continente en los últimos dieciocho meses, en los que ha padecido cinco golpes de Estado y un intento fallido.

«África no puede aceptar este estado de cosas», subrayó el presidente de Senegal, Macky Sall, al término de la XXXV Cumbre Ordinaria de Jefes de Estado y de Gobierno de la UA, celebrada en la sede de la organización en Adís Abeba entre el sábado y el domingo, con la asistencia de una treintena de líderes.

En una rueda de prensa para informar de las conclusiones de la cumbre, Sall, nuevo presidente de turno de la organización por un año, admitió que la UA debería ser «más rigurosa con estos cambios inconstitucionales de Gobierno».

«Los autores de estos actos deben ser juzgados de inmediato, pero el país también debe sufrir la imposición de sanciones», aseveró el mandatario, al enfatizar que África «ha invertido mucho para traer la democracia».

En la misma rueda de prensa, el presidente de la Comisión (secretariado) de la UA, Moussa Faki Mahamat, apuntó que la «militarización del continente africano es inaceptable» y que los golpes suponen una «experiencia terrible».

Cinco golpes de Estado (dos en Malí y uno en Guinea-Conakri, Sudán y Burkina Faso) y un intento fallido (Guinea-Bisáu, el pasado martes) han tenido lugar desde agosto de 2020.

En Burkina Faso, el golpe acaeció el pasado 24 de enero después de un gran incremento del descontento social ante la inseguridad generada por la violencia yihadista, un contexto que comparte Mali.

En ambos países, la población salió a las calles en apoyo de las rebeliones militares.

Sin embargo, Mahamat insistió en que «un golpe de Estado no es la solución para luchar contra el terrorismo».

«Todos los líderes africanos en la Asamblea (órgano supremo de la UA, integrado por los mandatarios) han condenado de manera inequívoca la ola de cambios inconstitucionales de Gobierno», aseguró el comisionado de Asuntos Políticos, Paz y Seguridad de la UA, Bankole Adeoye, en otra conferencia de prensa.

TOLERANCIA CERO CON LOS «MILITARES AVENTUREROS»

Los mandatarios, que analizaron ese problema este sábado en una sesión a puerta cerrada, manifestaron «una tolerancia cero hacia los militares aventureros», indicó Adeoye.

La UA, aseveró, «no tolerará golpes de Estado militares de ninguna forma».

 

«Mientras hablamos, cuatro de nuestros Estados miembros han sido suspendidos: Guinea-Conakri, Mali, Sudán y Burkina Faso», remarcó Adeoye, al enfatizar que «la UA es una esperanza para la protección, la defensa, la garantía y la salvaguarda de la democracia».

Adelantó también que la organización panafricana va a hacer una «reflexión» sobre esta «tendencia» y sus causas.

«Hemos notado un vínculo intrínseco entre la gobernanza y las estructuras débiles del aparato de seguridad», explicó el comisionado, al remarcar que «el Sahel -región especialmente azotada por el terrorismo yihadista- no debe convertirse en un semillero de inconstitucionalismo».

La Asamblea de la UA, reveló, «ha decidido que es importante que los líderes de la Unión Africana aborden la lucha contra el terrorismo, así como el impacto de los cambios inconstitucionales de Gobierno en una sesión especial, en una cumbre extraordinaria».

Esa cumbre se celebrará, en principio, el próximo mayo en Malabo, la capital de Guinea Ecuatorial.

«¿Qué esperamos de esta cumbre? Esperamos de nuevo un liderazgo fuerte que refuerce nuestra respuesta colectiva a la amenaza existencial del terrorismo, los extremistas violentos, la radicalización y la mala gobernanza», agregó el comisionado.

La reunión de la UA en Adís Abeba, conocida también como XXXV Sesión Ordinaria de la Asamblea, fue la primera cumbre presencial de la Unión Africana desde el inicio en 2020 de la pandemia de la covid-19, un problema que también ha estado sobre la mesa.

El presidente Sall volvió a abogar hoy por conseguir una «soberanía médica y farmacéutica» que permita al continente combatir mejor la actual pandemia y otras futuras sin dependencia exterior.

Menos del 12 % de los 1.300 millones de habitantes de África han recibido la pauta completa de vacunación contra el coronavirus debido al desigual acceso a la vacuna que ha sufrido la región, que ha registrado unos 10,8 millones de contagios y unas 240.000 muertes.

El nuevo presidente de turno de la UA advirtió de que el continente afronta el «desafío de la recuperación económica» y la «situación social» tras las «trágicas consecuencias de la covid», lo que requerirá una «financiación para el desarrollo». EFE

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.