España insiste, Marruecos resiste

Marruecos no espera elogios de España en materia de inmigración. La cuestión es el Sáhara, y Marruecos no contempla otro camino de reconciliación que el reconocimiento de la marroquinidad del Sáhara por España. 

0

 

Rue20 Español / Tánger 

 

El periódico «La Casamata», a través de un artículo que lleva como título «España, entre los buenos deseos y Marruecos», subraya que «el apoyo a la incorporación de ese territorio (el Sahara) a Marruecos, dentro de una autonomía, fue lo que permitió la normalización de las relaciones con Alemania, cuyo embajador en Naciones Unidas había osado definir al Sáhara como un “territorio ocupado” después de que Estados Unidos reconociera la anexión. Y no parece que la normalización con España vayan a ir por un camino diferente».

 

«La solución al conflicto del Sáhara y los posibles apoyos a Marruecos en sus reivindicaciones territoriales sobre España no vendrán dictados únicamente por Washington o Berlín. Con el tiempo, se va poniendo de manifiesto que el siglo XXI es el siglo chino-africano», destaca.

 

En el mismo artículo, recuerda también las palabras del ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, cuando dijo:

 

«Quiero subrayar y elogiar el papel de Marruecos para canalizar los flujos migratorios irregulares. Solamente en el periodo de Navidad, en un periodo de unos 15 días, se ha impedido el salto a las vallas de Ceuta y Melilla de más de 1.000 personas. 

 

Eso sería muy difícil conseguirlo sin la colaboración de Marruecos y es lo que le hace un socio estratégico para España y también para Europa. Evidentemente no me conformo con eso, sino que quiero ir a más. Y entiendo que también Marruecos está en esa línea».

 

Sobre la entrada clandestina e ilegal del presunto líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, en España, afirma:

 

«El hecho de que en abril de 2021 el ingreso del presidente de (la pseudo) República Árabe Saharaui Democrática a territorio español se realizara en secreto no deja de ser un hecho vergonzante en sí mismo». 

 

Marruecos no espera elogios de España en materia de inmigración. La cuestión es el Sáhara, y Marruecos no contempla otro camino de reconciliación que el reconocimiento de la marroquinidad del Sáhara por España.

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.