Dar la espalda a Marruecos le salió caro a España y a las dos ciudades ocupadas Ceuta y Melilla

0

 

Rue20 ESPAÑOL / FEZ

La crisis desatada con Marruecos le salió cara al Gobierno español y, sobre todo, a la ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya.

Después de la actitud hostil contra un vecino y socio estratégico como Marruecos, la España de Sánchez ha perdido credibilidad y confianza no solo de los terceros, sino también de los propios ciudadanos, diarios y políticos. Ya no le cree nadie a Laya.

 

Las declaraciones de la ministra Laya ayer miércoles fueron cuestionadas cuando afirmó que la supuesta soberanía española de Ceuta y Melilla «no está en riesgo y no lo va a estar», comentó el diario La verdad de Ceuta.

En referencia por el mismo diario a que el gobierno español tuviera que cuidar las relaciones con Marruecos para evitar las malas consecuencias económicas y comerciales sobre la ciudad ocupada tras el cierre de las fronteras de marzo de 2020, y el impedimento del comercio atípico dese octubre de 2019.

 

Ceuta no confía nada en la señora ministra que la califican de «mentirosa» : «Si esta afirmación hubiera venido de cualquier otra persona quizás se le podría dar una mayor relevancia, pero viniendo de quien viene, que incluso le ha mentido a otros ministros en cuestiones de gran calado, estas palabras no hacen más que arrojar un mayor temor entre ceutíes y melillenses, ya que precisamente la mentira habita en la gestión de esta ministra», dice la misma fuente.

 

«Lamentablemente, nadie se puede fiar ya del PSOE a nivel nacional, y mucho menos Ceuta. Muchas han sido las contradicciones que ha protagonizado este Gobierno y pocas las soluciones ofrecidas», añadió.

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.