América Latina. El Intercambio Comercial en la órbita de Marruecos y México

el embajador marroquí en México aboga por “quitar obstáculos” entre los dos países

0

RUE20 ESPAÑOL / RABAT

Las relaciones bilaterales entre Marruecos y México están en sus mejores momentos, a pesar de que este país latino sigue reconociendo al Polisario.

La nueva estrategia marroquí cimentada en el abandono de la política de silla vacía.

México es uno de los pocos países que alberga tanto la embajada de Marruecos como la del Polisario.

Sin embargo, el reforzamiento de las relaciones económicas y el intercambio comercial puede ser un arma para flexibilizar la postura mexicana acerca de la marroquinidad del Sáhara.

En una entrevista concedida al diario “Heraldo de México”, el embajador marroquí en México, Abdelfattah Lebbar, subraya la necesidad de dar un impulso al intercambio comercial entre Marruecos y México, dos naciones, geográficamente, “lejanas, pero cercanas de costumbre, corazón… hay muchas cosas en común”, afirma el embajador.

El embajador aclara que su trabajo es “quitar obstáculos” y elevar el intercambio comercial al nivel que merecen los dos pueblos porque la cifra comercial apenas alcanza los 3 millones de dólares, cifra muy modesta dadas las relaciones históricas que reúnen ambos países.

Para ello, el embajador marroquí trabaja para despejar el camino hacia la ampliación de la cooperación en diversos ámbitos como el turismo, la agricultura, la pesca y el fosfato.

«Tenemos que trabajar mano a mano. Los dos ganamos… Tenemos el mismo desafío: la lucha contra la pobreza», dijo.

El diplomático marroquí recordó que tanto Marruecos como México tienen muchos puntos en común, sobre todo el tema de la migración: “al igual que México, Marruecos no sólo es punto de origen sino de paso para personas de otros países, especialmente en busca de llegar” a las ciudades ocupadas Ceuta y Melilla, dice el diario.

El embajador no olvidó manifestar su molestia por la presencia del Frente Polisario en México.

Para ello, aspira trabajar y dar un impulso comercial para consolidar más las relaciones económicas entre los dos países, lo que podría a su vez tener su impacto a las relaciones diplomáticas.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.