La renovación de Mbappé, alivio y dolor de cabeza para el Barça

El Barça ya está harto de ver cómo sus estrellas dejan el Mes que un club para irse por el dinero del PSG. El primero fue Neymar, luego Messi y ahora un posible Dembélé.  

0

 

Rue20 Español/Rabat

 

Ismail El Khouaja

 

La renovación del campeón del mundo, Kylian Mbappé, por el París Saint-Germain por tres años más supone un alivio y al mismo tiempo un dolor de cabeza para el Fútbol Club Barcelona.

 

Tras un sí de Mbappé a Florentino Pérez, Nasser Al-Khelaifi lo hizo todo para lograr convencer al jugador, y lo hizo. Lo que supone un golpe duro para los madridistas que llevan años esperando a la esperada estrella y que ven cómo al final acabó arrodillando a un club leyenda del fútbol mundial.

 

Entonces, crear una nueva estructura con la que poder lograr su objetivo (Champions League) ha sido la promesa que convenció al francés para quedarse en París.

 

La primera promesa, según parece, es deshacerse del clan sudamericano con el cual Mbappé no logró tejer una buena relación tanto dentro como fuera del campo.

 

Di Maria fue el primer chivo expiatorio de esta renovación pese a que el argentino manifestó querer seguir su año de contrato que le restaba. Los argentinos Mauro Icardi y Leandro Parede son también candidatos a salir del club.

 

El entrenador Pochettino también está señalado aunque por motivos más deportivos que de la renovación de Mbappé. El argentino no logró combinar a una plantilla perfecta para arrasar todos los títulos. Su caída en octavos de final de la Liga de Campeones contra el Real Madrid fue la gota que colmó el vaso.

 

Las salidas afectarán también a los españoles Ander Herrera y Sergio Ramos que el club considera tocables para la próxima plantilla.

 

De hecho, el club quiere rodear a Mbappé de sus amigos. Y el nombre que más suena es el de Dembélé que termina este junio contrato con el Barça.

 

El Barça ya está cansado de ver a sus estrellas dejan su club para irse por el dinero del PSG. El primero fue Neymar, luego Messi y ahora un posible Dembélé.

 

Aún así, para el Barça, la renovación de Mbappé puede tener una ventaja. La renovación del delantero francés dejará la delantera del Madrid debilitada de cara a la próxima temporada. Un peligro menos, y menos goles en la portería del Barça.

 

Sin embargo, perder a Dembélé sería una pesadilla. El jugador, que despertó muy tarde en el Camp Nou tras cuatro años de sucesivas lesiones, está en plena forma y se considera una pieza clave en la plantilla azulgrana. Su salida dejaría al Barça cojo. Muy cojo.

 

Ni Mbappé ni Halland. LaLiga Santander pierde brillo. Las estrellas mundiales ya no ven su futuro en España, un tema más gordo que se plantea con urgencia.

 

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.