El Caso Ghali ha puesto en duda la democracia española

0

RUE20 ESPAÑOL / FEZ

Ismail El KHouaja

Hasta el día de hoy las autoridades españolas ocultan los verdaderos fundamentos sobre la entrada secreta de Ghali a España.

¿Quién está detrás de esto? ¿Quién tiene la culpa? ¿La Guardia Civil? ¿Ministerio de Asuntos Exteriores? ¿Ministerio de Defensa? ¿Los funcionarios del aeropuerto de Zaragoza?

La Guardia Civil declaró ayer que “no tiene datos de cómo entró el jefe Polisario Brahim Ghali a España”. ¿Qué significa esto? Pues que hubo complicidad entre los funcionarios del aeropuerto quienes permitieron la entrada clandestina de Gali y con una identidad falsa.

Aun no se sabe quién es el responsable, aunque está claro que la culpa la tienen Pedro Sánchez, presidente del Gobierno español, y su ministra de Exteriores, Arnacha González Laya.

La Guardia Civil culpa al Ministerio de Defensa que tiene la “competencia” de examinar el fondo de la entrada.

“Oficialmente se ha dicho que ( Gali) utilizó un pasaporte diplomático argelino, aunque lo cierto es que, al ingresar en un hospital de Logroño.

lo hizo con una identidad falsa, lo que ha suscitado dudas sobre los documentos que en realidad utilizó y ha motivado una serie de iniciativas jurídicas”, aclara La Razón.

El Juzgado de Instrucción, Rafael Lasala, tomó la iniciativa de abrir diligencias respecto al caso después que el abogado Antonio Urdiales presentó una denuncia contra Gali al usar una identidad falsa.

El abogado también condenó a los funcionarios de fronteras del aeropuerto de Zaragoza o del Ministerio de Asuntos Exteriores “que autorizaron la entrada de personas provistas de documentación falsificada, siendo conocedores de que una de ellas”, Ghali, “tenía incoadas sendas causas penales por graves delitos de genocidio y torturas” en la Audiencia Nacional.

Cuando Ghali aterrizó en Zaragoza, los funcionarios no hicieron su trabajo « de poner estos hechos en conocimiento de la autoridad judicial de Zaragoza ».

“permitieron el traslado de Ghali al hospital de Logroño donde ingresó con una identidad falsa y en el que permaneció hasta la madrugada del pasado miércoles, cuando regresó a Argelia horas después de su comparecencia por videoconferencia ante el juez Santiago Pedraz, que rechazó acordar medida cautelar alguna contra él”.

Por ello, el magistrado pide a la Guardia Civil “para que en el plazo citado ponga nombres y apellidos a los ocupantes del avión en el que aterrizó Ghali”, “identificando igualmente los documentos de viaje que portaban” y detallando “los visados de entrada y demás circunstancias que determinaron su entrada en territorio nacional”.

En la denuncia del abogado se deja claro que si Ghali “accedió a territorio español con pasaporte falso o con pasaporte auténtico con un visado de cortesía en frontera, expedido por funcionario que conocía de la existencia de sendas causas penales por delitos graves en la Audiencia Nacional, silenciando tal extremo”, entonces la competencia cae sobre los Juzgados de Instrucción de Zaragoza, al estar “totalmente desconectados” de los investigados en la Audiencia Nacional”, precisa la misma fuente.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.