EL CASO PUIGDEMONT. UE da un golpe duro España en plena crisis con Marruecos

España sufre la picadura del separatismo tras recibir al líder de los separatistas

0

RUE20 ESPAÑOL / RABAT

Un país afectado por el separatismo como España lo apoya fuera de casa. España de Pedro Sánchez apoya el separatismo en el Sahara marroquí.

Pero el “Caso Puigdemont” despertó a los españoles y comienzan a cuestionar la decisión de Sánchez al recibir a Brahim Gali, presunto líder del Polisario, clandestinamente y bajo identidad falsa. 

Los ministros de Exteriores de España y Bélgica suspendieron una rueda de prensa conjunta prevista ayer el miércoles (2 de junio) una vez enterados de que el Tribunal General de la Unión Europea había devuelto provisionalmente la inmunidad al expresidente Carles Puigdemont.

Esta resolución viene tras la demanda de medidas provisionales por Puigdemont, Comín y Ponsatí “al considerar que hay un riesgo real e inminente de que puedan ser detenidos y encarcelados con arreglo a las decisiones del Parlamento”, según informa EL País a través del comunicado del TGUE.

Ese hecho supone un duro golpe para España que está en contra de todo intento de independentismo sobre su territorio, mientras lo apoya siempre y cuando se trate del Sahara marroquí.

Este hecho viene en un complicado momento para la diplomacia española que ha evidenciado claramente su simpatía con los separatistas del Polisario a la hora de acoger “clandestinamente” y con un pasaporte falso al presunto líder del Polisario, su comparecencia por videoconferencia y su traslado a Argel donde fue ingresado una vez más en el hospital, lo que da a entender que la razón “humanitaria” por la cual el gobierno de Sánchez lleva enarbolando al respecto, está hoy puesta muy en duda.

Acaso ¿cómo dejar salir a un presunto líder del hospital siendo aún enfermo como para volver a ingresarse inmediatamente a otro hospital en otro país?

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.